Alertas/Latinoamérica

Estados Unidos decide volver a colaborar con el Consejo de Derechos Humanos de la ONU para una política exterior centrada en la democracia y foro contra la injusticia, promoción de libertades y derechos fundamentales

Foto: ANI News

El secretario de Estado de Estados Unidos de Norteamérica, Antony J. Blinken, informó que la actual administración del país a cargo de Joe Biden, ha vuelto a comprometer a Estados Unidos con una política exterior centrada en la democracia, los derechos humanos y la igualdad, y, en ese sentido, dijo que el Presidente ha dado instrucciones al Departamento de Estado para retomar vínculos de forma inmediata y firme con el Consejo de Derechos Humanos del Organismo de las Naciones Unidas, ONU. Mencionó que el uso eficaz de herramientas multilaterales es un elemento importante de esa visión.

Señaló que el Consejo de Derechos Humanos, cuando funciona bien, coloca los reflectores sobre los países con los peores antecedentes en materia de derechos humanos y puede servir como un foro importante para quienes luchan contra la injusticia y la tiranía. El Consejo puede ayudar a promover las libertades fundamentales en todo el mundo, incluidas las libertades de expresión, asociación y reunión, religión o creencias, así como los derechos fundamentales de las mujeres, las niñas, las personas LGBTQI + y otras comunidades marginadas. Para abordar las deficiencias del Consejo y garantizar que esté a la altura de su mandato, los Estados Unidos deben estar en la mesa utilizando todo el peso de su liderazgo diplomático.

Blinken en su declaración, indicó que en el plazo inmediato, Estados Unidos se compromete con el Consejo DD.HH. como observador y, en esa capacidad, tendrá la oportunidad de hablar en el Consejo, participar en negociaciones y asociarse con otros para presentar resoluciones. Antes, dijo que Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas necesita una reforma en su programa, membresía y enfoque, incluido su enfoque desproporcionado en Israel y en ese sentido, en el 2018, cuando EE.UU. se retiró ”no hizo nada para fomentar un cambio significativo, sino que creó un vacío de liderazgo estadounidense, que los países con agendas autoritarias han utilizado para su beneficio”.

El gobierno estadounidense opina que la mejor manera de mejorar el Consejo es colaborar con él y sus miembros de acuerdo con los principios. Subrayó que creen firmemente que se logra un cambio positivo, cuando los Estados Unidos se comprometan de manera constructiva con dicho Consejo, en concierto con sus aliados y amigos.

Fuente: Departamento de Estado de EE.UU.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s